Cómo inflar las ruedas del coche

Aunque es un proceso sencillo, es importante conocer cómo hinchar los neumáticos para hacerlo de la forma más rápida y sencilla posible, de tal modo que no cometamos errores y nos aseguremos de llevar siempre la presión de inflado perfecta.

Saber cómo inflar los neumáticos del coche es crucial, porque de su correcta presión de inflado depende el consumo de combustible o electricidad, el confort en la conducción, la seguridad en frenada y la estabilidad en el paso por curva. Por eso hay que controlar de forma periódica la presión de los neumáticos y, sobre todo, hacer la correspondiente revisión y ajuste antes de salir a un viaje de largo recorrido.

 

INFLAR A LA PRESIÓN CORRECTA

Si solemos llevar el coche a un taller especializado en neumáticos para cambiar las ruedas, en muchos de ellos los hincharán por defecto a 2,5 bar de presión, algo que es totalmente irregular o incorrecto. La presión de inflado ideal la indica el fabricante del vehículo en el libro de mantenimiento, y se debe revisar de forma periódica.

Inflado de ruedas a diferentes presiones

Lo habitual es que se utilice una presión de entre 2 y 2,8 bar dependiendo de tipo de rueda y vehículo, y es frecuente que haya diferencias de presión entre las ruedas del eje delantero y del eje trasero. No obstante, en el libro de mantenimiento de nuestro vehículo es donde se indica cuál es la presión exacta a la que deberíamos mantener los neumáticos de nuestro coche. Además, los fabricantes suelen diferenciar entre presiones a baja y alta carga de equipaje.

 

NECESITAREMOS UN COMPRESOR DE AIRE

Los compresores de aire se pueden encontrar en gasolineras, aunque es habitual que sean de pago, y muchos suelen estar estropeados ó marcar presiones incorrectas por falta de mantenimiento. Por lo que es recomendable llevar en nuestro coche un compresor portátil de 12 V con manómetro, que se puede conectar a la toma de mechero del interior del vehículo, para poder ajustar la presión de los neumáticos en cualquier momento.

Compresor para hinchar las ruedas del coche

Quitaremos el tapón de la válvula del neumático para conectar el compresor de aire, que va generalmente enroscado, aunque en algunos casos irá enganchado. Iremos introduciendo aire en el neumático mientras controlamos en el manómetro la presión a la que están los neumáticos en todo momento. Cuando lleguen a la presión adecuada, que recordamos es siempre la recomendada por el fabricante del vehículo, retiraremos la bomba de aire y volveremos a colocar los tapones de las válvulas.

 

SIEMPRE CON LOS NEUMÁTICOS EN FRÍO

Se recomienda siempre que los neumáticos estén fríos cuando vayamos a comprobar la presión e inflar las ruedas de nuestro coche. De este modo nos evitaremos valores erróneos; es decir, reduciremos el riesgo de que el manómetro lea una presión superior a la que realmente hay, en ese momento, en el interior de las ruedas de nuestro coche.

Manómetro para controlar la presión de ruedas

Además, se recomienda que no se deje de echar aire al interior del neumático hasta que esté en torno a 0,1 bar por encima de lo recomendado. Esto es porque al retirar la bomba de aire es posible que se pierda algo de aire. Si hacemos esto, evitaremos que la presión final sea algo inferior a la que recomienda el fabricante de nuestro vehículo.

1. Cómo lavar el coche sin dañar la pintura

2. Cómo hacer que tu coche parezca nuevo más tiempo

3. Cómo reparar el barniz dañado del coche por el sol

4. Cómo inflar las ruedas del coche correctamente

5. Cómo conservar transparentes los faros del coche

6. Cómo mirar el nivel de aceite del coche

Contador de visitas para web