December 18, 2017, 11:21 pm

18/10/2015 | 08:01:33 PM

- Cuidados de la pintura


 
 
Consejos para el cuidado de la pintura en automóviles
 
El lavado periódico y meticuloso del auto es una de las formas más eficaces para mantener el valor de reventa del auto, disfrutar el placer estético de ver su coche como nuevo, y además evitar los dolores de cabeza de picaduras o deterioros prematuros de las chapas.

Sin embargo, cada persona tiene su peculiar forma de cuidar su automóvil, algunas eficaces y otras no.

Si la pintura del vehículo se encuentra en buen estado, sin rayas ni imperfecciones, el mantenimiento normal que corresponde es un lavado y lustrado periódico. Además no realizar más de un pulido al año.

 
 
Consejos para la protección de la pintura:

El lavado periódico se debe realizar con agua y shampoo para autos. Es necesario utilizar un cepillo o esponja suave, algunos vienen diseñados especialmente para este trabajo con la opción de enganchar una manguera para el flujo continuo del agua. El uso de otro tipo de elementos, como trapos o esponjas inadecuadas, podría retener la tierra y causar un efecto abrasivo sobre la pintura, rayándola.

Nunca debe lavarse el automóvil con detergentes de uso doméstico u otros tipos de solventes, ya que éstos contienen agentes químicos que deterioran prematuramente la pintura.

Una vez que el vehículo está limpio y seco, se le pueden aplicar abrillantadores y protectores. Estos deben colocarse por lo menos cuatro veces al año y especialmente en primavera, que es cuando los factores biológicos se hacen más notorios. Normalmente se utilizan abrillantadores para realzar el brillo y luego una capa de cera protectora para su conservación.

En aquellos casos donde se encuentren rayas profundas, existen productos pulidores (pastas de pulir). Este proceso no debe repetirse muchas veces porque va desgastando la capa superior de pintura (barniz o esmalte color). No realizarlo más de una vez al año. Luego se deberán aplicar los abrillantadores y protectores manuales para el lustrado final.

Todos los procesos de lavado, pulido y abrillantado deben ser llevados a cabo lejos de la luz de sol debido a que se calienta la chapa acelerando el secado de los productos utilizados, el cual dificulta su eliminación y afecta el resultado final del trabajo, pudiendo dejar vetas blancas.

Antes de viajar a zonas cercanas al mar es importante preparar el vehículo con protectores y ceras para que la salinidad del aire no afecte la pintura. En caso de no poder realizarlo, a su regreso no olvidar de lustrar la pintura para quitarle este elemento y evitar que ocasione picaduras en la pintura.

Algo que se debe tener muy en cuenta es que si el vehículo es de color oscuro es necesario tenerle mayores cuidados, ya que los rayones, maltratos y defectos en la pintura se hacen notar mucho más.
 
 
 
Por qué encerar el  vehículo

La energía del sol, los rayos ultravioleta, la lluvia ácida, la sal, la contaminación atmosférica, los líquidos de los insectos, y las heces de los pájaros emprenden una guerra constante contra el vehículo. El encerar proporciona una barrera transparente que lo protege del ambiente hostil. También hace que el vehículo, nuevo o viejo, se vea mejor. Las ceras de ahora vienen enriquecidas con aceites, que "mojan" la superficie, con fórmulas protectoras o polímeros modernos para un alto lustre.

Las ceras son fabricadas con cera natural, como el carnauba generalmente brasileño, o sintéticamente con polímeros y resinas de acrílico.
 
 
 
Cuándo y dónde lavar el coche

Sin una limpieza adecuada y regular, incluso la mejor pintura se volverá pálida y descolorida por la acción de contaminantes industriales y del tráfico.

Cuanto más tiempo permanezcan sobre la pintura del vehículo los excrementos de pájaros, restos de insectos, resinas de árboles, manchas de alquitrán, sales antihielo u otro tipo de suciedad agresiva, tanto más persistentes serán sus efectos corrosivos. Las altas temperaturas y la radiación solar intensa potencian el efecto cáustico.

En caso de suciedad conviene lavar el coche nada más terminar de usarlo, cuando el barro y los restos de insectos y demás partículas aún están blandas porque se desprenderán con más facilidad. Si deja secar la suciedad, se expone a que se raye la pintura o queden manchas en ella.

No lave el coche bajo el sol, ya que el jabón se puede secar antes de que tenga la oportunidad de aclarar el coche, dejando huellas en la carrocería.

Procure evitar las estaciones de lavado a base de rodillos de cerdas. Son muy prácticas, pero en la mayoría de las ocasiones las cerdas de plástico rayan la carrocería.

Siempre que le sea posible, lave su coche en estaciones que dispongan de un sistema de lavado a presión con tratamiento de agua por ósmosis inversa. Este sistema descalcifica, desmineraliza y elimina el cloro del agua, con lo que no deja marcas de cal en la carrocería y favorece su secado.
 
.: MI CARRITO
EN CARRITO (0)
EN CARRITO ([CONTADOR_CARRITO])
.: TIENDA
.: USUARIOS
web clocks Relojes para Web
Contatore